Más de 50 centros especializados en el tratamiento del cáncer

Seleccionar página

Cómo proteger nuestra piel en verano

Hoy en nuestro blog te damos algunos consejos para cuidar la piel durante el verano. Da igual la época del año, debemos proteger la piel siempre de la exposición solar. Así que toca mantener siempre la guardia y preservar nuestra piel de la sobreexposición. En este sentido, hemos de tener claro que mensajes como, “si hace frío o está nublado, no necesito protección solar”, es un mito muy común, pero no es cierto, ya que hasta el 40% de la radiación ultravioleta llega a la tierra en un día nublado.

Desde Melanoma España advierten que ningún cáncer, incluido el melanoma puede ser prevenido con un 100% de certeza. Aún así tenemos que colaborar activamente en la prevención y tener en cuenta los hábitos correctos de fotoprotección. Para ello, debemos conocer bien nuestro propio fototipo, es decir nuestra capacidad de reacción a la exposición solar o para broncearnos. Por ejemplo, las personas con piel blanca, pelo claro ( pelirrojos o rubios) o pecas necesitan proteger la piel con un FPS 50 debido a que tienen mayor riesgo a desarrollar cáncer de piel.

Una vez que conocemos nuestro fototipo, ¿qué protección solar (FPS) debo utilizar?

protección solar verano

Los protectores solares ayudan a prevenir que los rayos ultravioletas lleguen a la piel. Hay 2 tipos de radiación ultravioleta:
1) Los rayos UVB: son los causantes de las quemaduras del sol y los que provocan los daños a la piel y aumentan el riesgo de padecer cáncer de piel.
2) Los rayos UVA: son los que penetran en la piel de forma más profunda.

Seguro que no es la primera vez que te preguntas ¿qué protección solar debo usar? Hablemos en términos porcentuales:

FPS 15 bloquea aproximadamente el 93% de todos los rayos UVB.
FPS 30 bloquea el 97%
FPS 50 bloquea el 99%

Ningún FPS bloquea el 100% de los rayos UVB y hay que tener en cuenta que una vez expuestos al sol, hay que aplicar el factor de protección cada 2 horas para que sus efectos sean óptimos.

Consejos para prevenir el cáncer de piel

proteger la piel en verano

 

1) Evita las exposiciones solares en las horas centrales del día: entre las 12 y las 16 horas
2) Utiliza gafas de sol para evitar daños oculares
3) Cuidado con los niños. Los más pequeños son más sensibles al sol, por lo que hay que aplicarles frecuentemente protección solar y protegerlos con prendas adecuadas como gorros, gafas, pantalones y camisetas.
4) Di NO a las lámparas UVA de bronceado, son un factor de riesgo de cáncer de piel.
5) Visita a tu dermatólogo. Se recomienda acudir al especialista una vez al año.
6) Vigila tus lunares. Controla la evolución de tus lunares y aprende a distinguir un lunar de un melanoma con la regla ABCDE

El sol es una gran fuente de vitamina D y su exposición regular y moderada está recomendada y es beneficioso para la salud, pero eso sí, siempre con moderación y con un factor de protección adecuado para tu fototipo de piel.

La exposición al sol, regular y moderada, es recomendable y beneficiosa pero siempre con moderación y con el factor de protección adecuado.